Saltar al contenido
Tienda de detectores de metales

Como limpiar monedas antiguas sin estropearlas

Muchos coleccionistas de monedas no compran monedas con signos claros de limpieza.

Solo es recomendable limpiarlos en estas circunstancias:

Cómo limpiar neumáticos fácilmente

En un recipiente vas a mezclar agua con un chorro generoso de jabón lavavajillas , con una cuchara, las dos sustancias se fusionan. Luego, use el limpiador doméstico simple para lavar los neumáticos uno por uno. Remójalo durante unos quince segundos, retíralo y comienza a frotar con un cepillo pequeño.

Cuando estés cubriendo notarás como la suciedad comienza a caer, recuerda frotar suavemente. Al final, lo único que queda por hacer es secarlo bien, esa no es una tarea complicada. Con eso, los neumáticos ya se verán limpios y brillantes.

Limpieza de neumáticos viejos

Al limpiar neumáticos viejos hay que tener mucho cuidado con el valor de la pieza y su estado. Ya que muchos expertos numismáticos rechazarán monedas previamente limpiadas. En la mayoría de los casos, el aspecto antiguo que se consigue con el tiempo es más valioso que el brillo artificial que puede dar un producto químico

Siempre que quieras limpiar monedas antiguas, contacta con un experto que pueda saber el estado de la moneda. mismo y si se recomienda o no la limpieza para no disminuir su valor. Hay que tener en cuenta que los químicos en muchos casos son ácidos que provocan la desaparición de las primeras capas de metal. Además, por ejemplo, las monedas de cobre se oscurecen rápida y desigualmente.

Pasta de dientes

La pasta de dientes es otro producto muy utilizado para limpiar objetos de plata porque actúa como una crema abrillantadora. Tienes que cubrir tus monedas con una fina capa de pasta de dientes, pase lo que pase.

Puedes esperar unos minutos y retirar los restos con un paño de algodón. Si te resulta difícil, puedes enjuagarlos con agua limpia y secarlos bien.

Pasos para limpiar tu base

Material que necesitarás:

  • Guantes de látex
  • Guantes de látex (no sirve limpiarlos si los dejas ácidos grasos al final);
  • Agua destilada (el agua del grifo tiene minerales disueltos que pueden rayar los neumáticos);
  • Jabón neutro;
  • Cepillo de nailon (puede ser un cepillo de dientes con cerdas suaves);
  • Acetona pura (la compras en farmacias especializadas, principalmente en farmacias y raramente en franquicias comerciales). El que compras en cualquier tienda no sirve para quitar la pintura de las uñas;
  • Goma de borrar migas o crema (las amarillas que se disuelven como migas al rasparlas);
  • Discos de algodón.